Estranguladores en competencia

Estranguladores en competencia

En áreas despejadas o en bordes de montaña con frecuencia se encuentran árboles que observados con mayor detalle, permiten descubrir que se trata, realmente, de varios árboles abrazados como uno solo.   Se originan en árboles o palmeras  invadidos por plantas que inician como epífitas y desarrollan raíces (finalmente tallos) que adheridos al tronco del hospedero bajan hasta el suelo para nutrir la planta (hemipífitas) y al crecer terminan estrangulando al hospedero. No sabemos si esta asociación tiene alguna ventaja para alguna de las especies o si simplemente se trata de una competencia por ocupar el espacio vital para crecer.

Uno de estos arreglos arbóreos está presente en el jardín de la cabaña en Senderos El Guaco. El árbol que dió sustento a las primeras hemiepífitas ya murió pero en un sector del tronco, compuesto de un ficus y una o dos clusias que lo abrazan, todavía se puede observar el tronco muerto del árbol original, abajo se presentan fotos. Debe tratarse de un manú (Minquartia guianensis) porque este es un árbol común en la zona y su resistencia a la pudrición podría explicar porqué después de tantos  años de muerto el resto de su tronco visible todavía se conserva sólido.

El arreglo de árboles con sus troncos entrelazados  consta de las siguientes especies: 1) un Ficus nymphaeifolia (foto3 y 5)  sobresale en la copa del arreglo, 2) una Clusia croatii (foto 2 y 6) forma ramas bajas e intermedias, 3) Posiblemente un Clusia cylindrica que produce ramas intermedias y altas llegando a la copa, 4) una melastomataceae (Topobea maurofernandeziana, foto 1 y 6) que produce ramas bajas e intermedias en lado del arreglo, 5) un arbusto epífito con ramas casi como bejucos leñosos: Marcgraviastrum subsessile (foto 4). No consideramos otras epífitas pequeñas.

Esta lista de especies formando lo que parece un solo árbol, es de alguna manera sorprendente, pero ocurre con relativa frecuencia, aunque no siempre involucrando las mismas especies, siendo lo común que la lista llegue a dos o tres especies. ¿Qué factores favorecen su formación? No estamos en capacidad de responder, pero algunos acontecimientos observados pueden sugerir respuestas. En octubre del 2013 se observó gran cantidad de aves visitando las clusias y el arbusto Marcgraviastrum subsesessile, especies todas con frutos maduros para las aves. Como este acontecimiento favorece la propagación de estas especies, que inician como epífetas, ¿se podría pensar en estos arreglos de árboles como espacios cultivados por las aves? Pero el Ficus nymphaeifolia produce frutos, principalmente para murciélagos, ¿algunas aves aprovecharán también los frutos de este ficus? En todo caso, los murciélagos suelen llevarse el fruto a otro árbol donde terminan comiéndolo y ellos podrían estar involucrados en la formación de estos arreglos de árboles. Sobre la melastomataceae (Topobea maurofernandeziana) hemos observado poco, salvo la visita de las abejas que deben polinizarlo.

Muchas preguntas quedan para buscar respuesta.

Arriba el ficus, abajo la clusia y la melastomatacea.
Tronco compuesto por ficus y la clusia.
Restos visibles del tronco muerto.
Detalle del tronco muerto